Instituto de Administración y Negocios de la CCL - ICAM

Pasos para afrontar una Prueba de Aptitud sin preocupaciones.

¿Cómo afrontar una Prueba de Aptitud?

Estamos a poco más de medio año. Acaba de finalizar las Fiestas Patrias, hemos terminado el feriado largo y has decidido dar el salto de tu vida: postular a una Institución Superior.

Lo que aprendiste en los últimos años de secundaria se resume en 2 o 3 hojas que llevan el nombre de Examen de Aptitud y sabes que, a estas alturas, no existen las recetas mágicas para obtener el puntaje soñado.

Por esas razones, ICAM te ofrece claves para afrontar, acertadamente, este primer paso de tu nueva vida académica:

Organiza un horario:

En el podio de los cursos que más tiempo nos demanda comprender, se encuentran aquellos vinculados a los números y formulas. Para cumplir adecuadamente los deberes académicos, establece horarios a fin de estudiar sin ningún problema.

Repasa una y otra vez:

Pasar victorioso el examen dependerá mucho de tu capacidad de concentración. En ese sentido, te recomendamos que los temas importantes, puedas repasarlos aplicando estrategias de estudio como el resumen, elaboración de mapas conceptuales o citas textuales.

Ponte a prueba:

¿Has estudiado lo necesario? Entonces es hora de efectuar una autoevaluación. No hagas trampa: evita ver los resultados al tiempo en que juzgas tus capacidades. Si en alguna pregunta no te fue bien, descuida, puedes volver a repasar a fin de lograr el mejoramiento continuo.

Diviértete:

¡Que el estrés no te gane la partida! Para liberarte de las tensiones que genera pasar horas quemando las pestañas, busca intervalos de tiempo para salir a caminar, practicar un deporte o realizar tu hobby favorito. De esa manera podrás reintegrarte a los estudios con una buena vibra.

X